¿Qué ha ocurrido recientemente en los mercados de renta fija?

Publicado
20 octubre 2023

Un importante sell-off de deuda soberana: en las últimas 8 semanas, los tipos de interés a 10 años en EE.UU. han subido 74 puntos básicos, desde el 4,1% hasta el 4,9%.

El movimiento estuvo impulsado principalmente por la parte larga de la curva (vencimientos a 10 y 30 años, más que a 2 años, cuyo rendimiento subió sólo 25 puntos básicos), lo que contrasta con las ventas masivas en el mercado de renta fija que han prevalecido durante los últimos 3 años. En Europa también se produjeron movimientos bruscos, y el bono alemán a 10 años pasó del 2,5% a cerca del 3%.

  • El sell-off también afectó a los tipos reales, cuyos rendimientos han alcanzado niveles nunca vistos desde 2008.
  • La fuerte subida de los tipos de interés está empezando a afectar a otras clases de activos. El contagio de los activos de riesgo ha sido sustancial: El S&P 500 ha caído un -7,5% desde el máximo de julio, los diferenciales de crédito han saltado de 380 a más de 465 (Xover) en un movimiento comparable con el episodio de estrés bancario de la pasada primavera.

Tras el pésimo año registrado en 2022, continúa el mercado bajista de Renta Fija más largo de la Historia...

La caída de los tipos soberanos en los últimos 2 años es similar a la del S&P500 en 2008: -50% para los bonos del Tesoro estadounidense con vencimientos a más de 20 años frente a -56% en 2008 para el S&P500.

Mientras tanto...

  • La inflación en EE.UU. ha pasado del 9% (en junio de 2022) al 3,7% (en septiembre de 2023).
  • La Fed ha subido 11 veces su tipo de interés oficial hasta el nivel más alto en 22 años y se acerca al final del ciclo de subidas.
  • Las expectativas de crecimiento de EE.UU. para 2024 han caído del 2% al 1% - aunque las expectativas para 2023 se han revisado al alza.

¿A qué se debe este reciente movimiento? 3 motivos:

  • Los tipos a largo plazo están descontando unas condiciones financieras más restrictivas con perspectivas de ver una política monetaria "más restrictiva y por más tiempo". Desde principios de septiembre, el mercado ha eliminado casi dos recortes de tipos de 25 puntos básicos que había anticipado. Y son los tipos de interés reales, más que las expectativas de inflación, los que han impulsado el movimiento al alza de los tipos a largo plazo.
  • Los tipos a largo plazo están indicando unas expectativas de crecimiento más elevadas (o una recesión no tan grave), corroboradas por la subida de los precios del petróleo y del dólar (el alivio del cierre de la Administración estadounidense de 45 días también respalda este sentimiento).
  • Los tipos reflejan una mayor prima de riesgo por el plazo. La prima por plazo -la compensación que exigen los inversores por soportar el riesgo de que los tipos de interés cambien a lo largo de la vida del bono- ha sido baja durante mucho tiempo y el equilibrio entre la oferta y la demanda de bonos del Tesoro a largo plazo ha cambiado a peor. Se están emitiendo más bonos del Tesoro en un momento en el que la disciplina presupuestaria de EE.UU. está en entredicho, la implementación del Quantitative Tightening supone la retirada de un comprador insensible a los precios, y el nivel más alto de los rendimientos de los bonos a corto plazo significa que hay menos apetito por los plazos largos.

De cara al futuro: ¿son los tipos una oportunidad? SÍ...

  • La desaceleración gradual del ciclo económico está ganando terreno: el reciente repunte de los precios de las materias primas no debe hacernos perder de vista el futuro impacto económico del fuerte endurecimiento monetario que acabamos de presenciar, que suele tardar entre 12 y 18 meses en reflejarse en la economía. Los últimos datos económicos, especialmente en Europa, se están deteriorando y los datos de inflación han sorprendido a la baja.
  • El final del ciclo de subidas está a la vista. Algunos banqueros centrales ya están mostrando su voluntad de hacer una pausa ante la fragilidad de ciertos indicadores de actividad (siguiendo el ejemplo del Banco de Inglaterra en su última reunión y del BCE a través del cambio de tono en su narrativa). Más aún cuando los movimientos de las últimas semanas en las curvas de tipos están endureciendo aún más las condiciones financieras.
  • De hecho, el reciente sell-off de los tipos reales a largo plazo ejerce una presión adicional sobre las condiciones financieras, que se están endureciendo significativamente (70 puntos básicos de subida en los tipos a 10 años equivalen a 175 puntos básicos de endurecimiento de las condiciones financieras). Esto está aumentando la probabilidad de una fuerte desaceleración de la actividad económica.
  • Los tipos reales han aumentado hasta niveles que no parecen sostenibles a medio y largo plazo. El elevado nivel de endeudamiento de los distintos agentes económicos (soberanos y privados) no aconseja mantener altos los tipos de interés durante mucho tiempo, dado el problema de refinanciación de las deudas.
  • Los indicadores técnicos son cada vez más favorables: la volatilidad y el volumen de negociación se sitúan ya en niveles muy elevados, lo que refleja el hecho de que los mercados esperan ya un escenario muy pesimista. De hecho, el brusco movimiento del índice MOVE (de menos de 100 a más de 140) apunta probablemente a un cierto grado de capitulación.

PERO siendo selectivos y activos

  • En los distintos puntos de la curva: actualmente favorecemos la parte corta y media de la curva (que debería beneficiarse más del razonamiento anterior) en lugar de la parte muy larga (ya que la oferta y la demanda a largo plazo ante los fuertes déficits y en ausencia de bancos centrales que compren a cualquier precio podría resultar más difícil).
  • Entre tipos reales y nominales: estamos equilibrando gradualmente la exposición entre tipos reales y nominales, ya que las condiciones financieras se están endureciendo, actuando en contra de las expectativas de inflación y aumentando las probabilidades de un aterrizaje más severo de la economía.
  • Entre regiones: favorecemos a Europa frente a EE.UU. debido a una transmisión más potente de la política monetaria a la economía real de la Eurozona.

¿Qué ocurre con los activos de riesgo?

El brusco repunte de las condiciones financieras no es un buen augurio para los activos de riesgo. Tampoco lo es el aumento de las probabilidades de una desaceleración más brusca de la Economía. Por ello, los denominados activos de riesgo podrían seguir una trayectoria de rendimiento desigual.
El uso táctico de instrumentos de cobertura como el XOVER para cubrir parcialmente el riesgo de crédito, de futuros sobre Euro Stoxx o Stoxx 600 para cubrir el riesgo de renta variable y de divisas defensivas como el JPY o el USD para cubrir el apetito por el riesgo a escala mundial en estos tiempos revueltos debería prevalecer.
Sin embargo, con un diferencial de unos 450 puntos básicos (iTraxx Xover), los mercados de crédito incorporan un elevado riesgo de recesión y ofrecen rendimientos cercanos a los máximos de la última década, lo que proporciona un colchón de protección en caso de nuevas ventas masivas.

La gama de fondos de renta fija de Carmignac

Cómo capear el ciclo económico: la fuerza de un enfoque flexible a largo plazoMás información

Análisis recientes

Renta variable global21 noviembre 2023Español

Soluciones en renta variable con impacto sostenible

Find out more
Estrategia de renta fija21 noviembre 2023Español

La gestión activa de la renta fija

Find out more
Corporativo15 diciembre 2022Español

Feliz año nuevo 2023

Find out more

Comunicación publicitaria. Consulte el KID/folleto antes de tomar una decisión final de inversión. El presente documento está dirigido a clientes profesionales.

Este material no puede reproducirse, ni total ni parcialmente, sin el consentimiento previo de la sociedad gestora. Este material no constituye una oferta de suscripción ni un asesoramiento de inversión. Este material no constituye una recomendación contable, jurídica o tributaria y no debe ser tenido en cuenta a tales efectos. Este material se proporciona con carácter exclusivamente informativo y podría no resultar fiable a la hora de evaluar las ventajas derivadas de invertir en cualquier tipo de participaciones o valores mencionados en el presente documento o de cara a cualquier otra finalidad. La información contenida en este material podría no ser completa y estar sujeta a modificación sin preaviso alguno. Las informaciones se expresan a fecha de redacción del material y proceden de fuentes propias y externas consideradas fiables por Carmignac, no son necesariamente exhaustivas y su exactitud no está garantizada. En consecuencia, Carmignac, sus responsables, empleados o agentes no proporcionan garantía alguna de precisión o fiabilidad y no se responsabilizan en modo alguno de los errores u omisiones (incluida la responsabilidad para con cualquier persona debido a una negligencia). ​Las rentabilidades históricas no garantizan rentabilidades futuras.

La rentabilidad es neta de comisiones (excluyendo las eventuales comisiones de entrada aplicadas por el distribuidor). La rentabilidad podrá subir o bajar a resultas de las fluctuaciones en los tipos de cambio en el caso de las participaciones que carezcan de cobertura de divisas.
La mención a determinados valores o instrumentos financieros se realiza a efectos ilustrativos, para destacar determinados títulos presentes o que han figurado en las carteras de los Fondos de la gama Carmignac. Ésta no busca promover la inversión directa en dichos instrumentos ni constituye un asesoramiento de inversión. La Gestora no está sujeta a la prohibición de efectuar transacciones con estos instrumentos antes de la difusión de la información.

El acceso a los Fondos podrá estar restringido a determinadas personas o países. Este material no está dirigido a ninguna persona de ninguna jurisdicción en la que (debido al lugar de residencia o nacionalidad de la persona o a cualquier otra cuestión) el material o la disponibilidad de este material esté prohibido. Las personas objeto de estas prohibiciones no deben acceder a este material. La tributación depende de la situación de la persona. Los Fondos no están registrados para su distribución a inversores minoristas en Asia, Japón, Norteamérica ni están registrados en Sudamérica. Los Fondos Carmignac están registrados en Singapur como institución de inversión extranjera restringida (exclusivamente para clientes profesionales). Los Fondos no han sido registrados en virtud de la ley de valores estadounidense (US Securities Act) de 1933. Los Fondos podrán no ofertarse o venderse, directa o indirectamente, en beneficio o en nombre de una «Persona estadounidense», según la definición recogida por el Reglamento estadounidense S (Regulation S) y la ley FATCA. La decisión de invertir en el fondo debe tomarse teniendo en cuenta todas sus características u objetivos descritos en su folleto. Podrá consultar los folletos de los Fondos, los documentos KID, el VL y los informes anuales en la web www.carmignac.com o previa petición a la Gestora. Los riesgos, comisiones y gastos corrientes se detallan en el documento de datos fundamentales (KID). El KID deberá estar a disposición del suscriptor con anterioridad a la suscripción. El suscriptor debe leer el KID. Los inversores podrían perder parte o la totalidad de su capital, dado que el capital en los fondos no está garantizado. Los Fondos presentan un riesgo de pérdida de capital.

Para España : Los Fondos se encuentran registrados ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores de España, con los números : Carmignac Sécurité 395, Carmignac Portfolio 392, Carmignac Patrimoine 386, Carmignac Long-short European Equities 398, Carmignac Investissement 385, Carmignac Emergents 387, Carmignac Credit 2025 1947, Carmignac Euro-Entrepreneurs 396, Carmignac Court Terme 1111.​

La Sociedad gestora puede cesar la promoción en su país en cualquier momento. Los inversores pueden acceder a un resumen de sus derechos en español en el siguiente enlace sección 6: www.carmignac.es/es_ES/article-page/informacion-legal-1759​

Carmignac Portfolio hace referencia a los sub fondos de Carmignac Portfolio SICAV, una compañía de inversión bajo derecho luxemburgués, conforme a la directiva UCITS. Los Fondos son fondos comunes de derecho francés (FCP) conforme a la directiva UCITS o AIFM.